Denunciando la venta de 3.000 pisos a fondos buitre

CAM00554

A las 12 horas,  desde la glorieta de Cuatro Caminos  hemos marchado en una manifestación sin incidentes hasta la llegada a la calle Raimundo Fernández de Villaverde bajo una intensa lluvia con la asistencia de medio millar de personas. Tras cruzar las calles Santa Engracia y Maudes, la comitiva ha cortado Raimundo Fernández de Villaverde para entrar en la calle Orense. Ha sido en la confluencia de estas dos calles cuando efectivos de la Policía Nacional han detenido a Mercedes, acusada de pegar carteles en farolas, tras lo cual se ha producido algún forcejeo entre agentes y manifestantes, que se han indignado con la detención. Tras estos hechos, se ha llegado a la calle Basílica, donde se encuentra la sede del Instituto de Vivienda de Madrid (IVIMA).

 

La PAH de Madrid acusa al IVIMA y al Gobierno regional de hacer negocio redondo con la venta de 3.000 viviendas de titularidad pública, pagadas con los impuestos de todos, al grupo de banca de inversión internacional Goldman Sachs y la gestora inmobiliaria Azora, que según la organización “adquirieron por 201 millones de euros 32 promociones de viviendas de 11 municipios de la Comunidad”. Para ello, la Administración regional modificó el Reglamento de Viviendas con Protección Pública en julio de 2013. Además, desde la PAH de Madrid acusan a la Comunidad de vender los inmuebles por debajo del precio de construcción en Móstoles, Leganés y Tielmes.

 

Los adjudicatarios de estas promociones del IVIMA, integradas en el Plan Joven de Vivienda de Madrid pagaban un alquiler social de entre 300 y 500 euros, explican nuestros compañeros de la PAH de Madrid, con derecho a compra en condiciones más favorables que las del mercado. Sin embargo, con la venta de las mismas “el Gobierno regional se desentiende del futuro de estas 3.000 familias, cuya suerte depende ahora de un fondo de inversión que adquirió las viviendas por una irrisoria cantidad (67.000 euros de media) y pretende vendérselas a los adjudicatarios de una vivienda social a precio de mercado”, aseguran.

30

En noviembre pasado varias decenas de ciudadanos presentaron un recurso contencioso administrativo para paralizar el proceso de privatización de vivienda pública a instancias de la PAH de Madrid, la FRAVM y la PAVPS, un recurso que incluye la solicitud de medidas cautelares para suspender el proceso de enajenación de las viviendas públicas hasta que se resuelva el caso en los juzgados.

4 comentarios en «Denunciando la venta de 3.000 pisos a fondos buitre»

  • el 16 febrero, 2014 a las 17:51
    Enlace permanente

    Además de intentar privatizar la Sanidad o la Educación, vendiéndosela a empresas de amigos, parece que el Gobierno de la CAM quiere hacer lo mismo con la poca vivienda pública de la que disponemos. Malditos expoliadores!

  • el 17 febrero, 2014 a las 07:19
    Enlace permanente

    Yo esto si que lo veo un robo clarísimo. Pisos que construyeron con nuestro dinero y que ahora, cuando más falta hacen, los venden y nos dejan con dos palmos de narices. Si en la manifestación del sábado hubiéramos estado varios miles de personas, se terminarían acojonando. Pero como sólo llenamos las redes de comentarios y no somos capaces de llenar las calles, siguen a lo suyo, que es lo nuestro. Y encima con detenciones arbitrarias durante la manifestación. Para mi modo de pensar están mordiendo mucho más de lo que les cabe en la boca, en parte porque se lo estamos consintiendo. Desde luego, desde una respuesta pacífica. No hay nada que desconcierte más que atacar a una muchedumbre de gente sentada en el suelo

  • el 25 febrero, 2014 a las 14:24
    Enlace permanente

    Hace unos días la PAH denunciaba que desde Enero las órdenes de desahucio no llevan ni fecha ni hora. El Consejo General de la Abogacía señala que el juez no tiene obligación de dar esa información en los procesos que van por vía penal, es decir, aquellos casos de “ocupaciones ilícitas” en palabras del gobierno o “recuperaciones” en palabras de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH).
    Las políticas públicas de vivienda deberían estar encaminadas a garantizar el acceso a la vivienda de los ciudadanos. No sólo esto no es así, sino que además cuando la ciudadanía se organiza y articula respuestas por medio de las plataformas, el gobierno vuelve a lanzar políticas que intentan desarticularlas.
    Ante esta situación, nos surgen algunas preguntas: ¿es la vivienda un derecho real? ¿qué podemos hacer ante esta violación sistemática de los derechos humanos? ¿podemos relacionar la consecución de derechos con nuestro estado de salud?

  • el 25 febrero, 2014 a las 17:01
    Enlace permanente

    <y otra cosa, además. Por Bruselas están prohibidos los desahucios y desalojos en época invernal y si hay menores escolarizados, en periodo escolar, cosa que en España se pasan por el ….. de los …….

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.